29 mar. 2018

NO HAGAMOS NADA.



Seria irónico que mientras las cosas pasan, todos nos quedemos inertes, sin asombro alguno o alguna razón para extrañarnos del porqué, si nada de lo que está ocurriendo en nuestro entorno social, familiar, político, empresarial, religioso y mundial no nos llama a la atención entonces debemos mirarnos hacia nosotros mismos y analizar que nos está pasando como sociedad.

 La violencia sigue su paso agitado y de forma vertiginosa, pero para que hacer algo si eso a mí no afecta,  los impuestos siguen subiendo y la vida está más cara cada día, pero eso es asunto de política y de querer hacerle daño al gobierno, no hagamos nada,  que la delincuencia esta cada día cobrando vidas de gentes productivas en todo el sentido de la palabra, pero no hagamos nada, no hagamos nada frente al caos en el transporte de San Juan, frente a la penosa situación que tienen nuestras calles. Con hoyos por todos los lados, badenes que parecen zanjas, y que la gente solo ve el pueblo lindo cuando entra a la ciudad, pero no conoce la realidad de los sectores y barriadas del municipio, pero todo está bien, no hagamos nada.

No hagamos nada, frente a tantos niños pedigüeños, a tanta prostitución en algunos de los parques y sectores del municipio, no hagamos nada frente al control que han tomado los colmadones, discotecas y drinks de este pueblo, en donde el libre tránsito se ve obstruido siendo así afectados aquellos que no participan de dichas actividades o pasatiempo, no hagamos nada frente a la necesidad de una nueva cárcel con el nuevo modelo penitenciario para proveer una verdadera rehabilitación de aquellos que han delinquido.

No hagamos nada, porque como a mí eso no me afecta, eso no es conmigo, yo vivo tranquilo, no me meto con nadie, yo no me meto con esa gente porque son poderosos, guapos y están pegados, no hagamos nada porque de seguro que nuestros hijos no crecerán y nuestros nietos también y ellos encontraran un espacio sano y saludable, no hagamos nada frente a la calidad de la educación y a la constante pérdida de docencia que afecta a nuestros hijos.

No tenemos que quejarnos porque los carros, con música a altos decibeles han ocupados nuestras calles y aceras de los parques que se suponen que son para la recreación y ahora se han convertido en centros de bebidas, un espacio  para fumar hookas, para tener sexo libre impendo así el que las familias puedan disfrutar de ese espacio, no hagamos nada, no nos quejemos, no denunciemos, no pongamos ningún plan en acción, no nos organicemos para buscar una salida.

No formemos a nuestros hijos en valores, sigamos riéndonos de sus chistes rojos, no hagamos nada en cuanto a la sexualizacion de nuestros hijos a destiempo , frente al maltrato y a explotación infantil, no hagamos nada porque a mí no me afecta no son mis hijos, además eso es normal y somos dominicanos.
No busquemos a Dios y no nos arrepintamos de nuestros pecados, siga con el dicho: “ el goza es el que vive y lo que uno se lleva es lo que disfruta”, sigamos padres permitiendo modas extrañas a nuestros hijas y madres comprándoles ropas a su hijas que exhiban todo su cuerpecito, enseñémosle a beber, a fumar, a tener doble moral , a ser irrespetuosos, malos educados , a tener dos o más mujeres, a ser machista y feministas, ah y no hagamos nada que eso está bien.

Pero si de algo te preocupas, si algo te tiene inquieto, si tienes miedo de lo que te pueda pasar a ti y a los tuyos, entonces es el momento de que podamos ver, que podemos hacer por nosotros y por los nuestros, por mis hijos, por los tuyos, los del vecino, hagamos una sinergia que sea tan fuerte que ponga a temblar el globo terráqueo si fuera necesario, alcemos la voz  y con nuestros actos, manera de vivir y organizados como sociedad hagamos algo.


1 Corintios 8:9                                                           
Mas tened cuidado, no sea que esta vuestra libertad de alguna manera se convierta en piedra de tropiezo para el débil.

No te dejes vencer por el mal; al contrario, vence el mal con el bien.

Romanos 12:21
 Jorge Wilian Díaz Pérez M.A, es el actual director del centro de intervención conductual y es psicólogo Clínico de la procuraduría fiscal de san Juan, República Dominicana. Además es pastor evangélico de la iglesia Asamblea de Dios “Cristo el camino de luz” en el mirador norte, detrás del campito, próximo a la unidad de atención primaria del sector.
Facebook: Jorge Wilian Diaz Pérez
 Jorge Wilian Díaz Pérez M.A, está ofreciendo sus servicios privados en consultorios médicos del Valle, que son: violencia intrafamiliar, intervención en crisis, manejo de duelo, terapia sexual manejo de conflictos, terapia familiar, asistencia pre- matrimonial y matrimonial, asistencia para adolescentes y algo más... Lunes, miércoles y viernes a partir de las 4:00 de la tarde.
 C/ Capotillo # 109 detrás del padre Guido al lado de repuesto elector Víctor, teléfono: tel. 809-794-0214.


SHARE THIS

0 comentarios:

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.